EDITORIAL

 

Subir a Internet una revista de cultura como Tardes Amarillas (de la que sentimos legítimo orgullo) no es tarea fácil. Si bien, siempre hay colaboradores, las tareas relacionadas con la selección de notas y la publicación en la red a través de los mecanismos informáticos correspondientes no resulta sencillo para un equipo de redacción pequeño como el nuestro.
No obstante, a partir de este quince de Setiembre, ya puede leerse el número veintiuno de Tardes Amarillas. Como siempre, tratando de mantener nuestra identidad, este número incluye diferentes opciones para los lectores.
La segunda entrega de la Antología de Poesía Santiagueña reúne poemas de Mauricio González Faila, poeta joven que con empeño y dedicación va encontrando su identidad y un lenguaje propio que lo diferencia de otros poetas de la provincia. En cuanto a la Antología de microrrelatos de autores de nuestra provincia, esta vez hacemos lugar a uno de los precursores del microrrelato en Santiago del estero. Vicente Oddo.
Les recordamos que una vez que terminemos de trabajar en algunas tareas de coordinación (lleva tiempo porque, reitero, somos un equipo demasiado pequeño para esta tarea) ambas antologías formarán parte de nuestros respectivos blogs asociados (La Poesía de Tardes Amarillas y En los esteros).
También tenemos otras propuestas que son muy interesantes. A la tradicional columna de nuestra querida amiga chilena "Con tinta sangre", esta edición le suma una reseña sobre el libro Cabal de Clive Barker, realizado por la reconocida escritora santiagueña Diana Beláustegui (apasionada del género negro al igual que Gabriela).
Por otro lado, el Doctor Armando Pérez de Nucci nos acerca su valiosa colaboración en una nota titulada "Gilgamesh y la leyenda de la inmortalidad" y Umberto Senegal, desde Colombia, nos brinda "Tomar café con Darwish" (que no tiene desperdicio).
Daniel Gigena, inestimable colaborador, nos habla de poesía joven, en su artículo que fuera publicado en el blog de autores de La Nación con fecha 30 de agosto.
Por último, Pablo Albornoz nos ha acercado su álbum de fotografías "Ferruca", del que se reproducen nueve imágenes del total de diecinueve que componen el álbum original, en la sección correspondiente.
Tardes Amarillas está nuevamente a disposición de todos ustedes. Esperamos que esté a la altura de las expectativas.
 

 

Antonio Cruz